Comunicar emocionalmente supone crear un sentimiento o reacción para cada persona que recibe el anuncio. Esto es, no comunicar las características del producto, ya que con ello no estamos orientándonos al cliente, sino comunicar sobre la base de satisfacer las necesidades del consumidor sobre nuestro producto, y comunicarlas de manera efectiva.

Os presento a continuación una publicidad de IKEA en el producto de colchonería. Creo que realmente comunica sobre el beneficio. Nada más observar que no aparece ninguna foto del producto o característica.

Vía @ Business and Internet marketing

David Pérez

Especialista en Marketing e Internet Marketing, desarrolla su trabajo ayudando a las empresas a conseguir negocio por Internet.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *